El filipino Manny Pacquiao desea probar al mundo este sábado (8:00 pm, hora peruana, vía golden) en Brisbane, Australia, que tiene la fuerza para continuar en el boxeo al exponer su título de peso wélter de la Organización Mundial de Boxeo (OMB) frente al australiano Jeff Horn.

Manny Pacquiao

El filipino, de treinta y ocho años, va a llegar a la llamada ‘Batalla de Brisbane’ con una marca de cincuenta y nueve triunfos, treinta y ocho por la vía veloz, 6 derrotas y 2 empates, al tiempo que Horn, de veintinueve, resume su carrera invicta en dieciseis combates, con once triunfos ya antes del límite y un empate.

La experiencia va a ser un factor clave en la riña y quizá sea en favor de Pacquiao, quien peleó por primera vez en el primer mes del año de mil novecientos noventa y cinco, al tiempo que Horn, con apenas 4 años como profesional, comenzó en el mes de marzo de dos mil trece y tiene la obligación de enseñar su repertorio para salir avante.

La última de las treinta y ocho victorias por KO del miembro del Senado Pacquiao fue en dos mil nueve, mas para esta nueva cita ha dicho que cumplió su mejor preparación. Su adiestrador, Freddie Roach, descubrió que ha derruido a múltiples en sus sparrings, lo que confirma su percepción de que la riña con Horn va a ser “muy breve”.

El ambiente de Horn ha acusado al equipo de Pacquiao de tomarse a la ligera la riña, y ve como ofensa el que emitan referencias permanentes a una ocasional revancha con Floyd Mayweather, o bien que en reciente rueda de prensa el vencedor hubiese activado su móvil para mandar mensajes de texto.

Un triunfo lanzará de forma decidida la carrera del australiano, que en dieciseis combates no ha salido de su país. “No diré que lo voy a noquear, mas es una riña que estoy en condiciones de ganar”, declaró Horn. En la riña se festejará en el Suncorp Stadium de Brisbane y los organizadores piensan que los cincuenta y 2 y quinientos van a estar ocupados.