Cristiano prosigue en sus 13. Desea irse del Real Madrid. Los efectos colaterales de la portada-bomba de A Bola (“Cristiano desea desamparar España”) prosiguen. El futbolista y su ambiente, lejos de corregir o bien aprovechar su comparecencia el día de ayer frente a los medios para calmar el seísmo, prosiguen sosteniendo el pulso de forma diligente, que no pública. Mas esa actitud no gusta a la afición del Real Madrid conforme una encuesta de TYM.com. ¿Es comprensible el enfado de Cristiano? El ochenta y uno por ciento de siete mil quinientos doce navegantes consideran que no ten razón y tan solo el diecinueve por ciento se pone del lado del portugués.

El día de ayer Paco González desveló en Tiempo de Juego la charla telefónica entre el futbolista y Zidane del pasado sábado: “Le confirmó que se quiere ir de España por el hecho de que los medios le tratan como un criminal y que no tiene ninguna oferta de ningún equipo”. Esta información reduce una velocidad el enfado del futbolista, por el hecho de que su amigo y cronista argentino Martín Liberman propagó en público el día precedente una charla considerablemente más dura contra el club y la Agencia Tributaria: “Cristiano considera muy injusto el trato que recibe de la Hacienda de España. Espera una aparición del presidente en público y eso no pasó”. Días ya antes conocimos una megaoferta desde China (200M euros para el Madrid y 120M euros anuales para el jugador) y la puja entre el PSG y Manchester (A Bola notificó el día de ayer que habría dicho a Mendes que le lleve al United). Mas las apuestas en Inglaterra prosiguen igual que el día de ayer y su continuidad se paga a uno con treinta y seis, su marcha al United a tres con cincuenta y a nueve al PSG…