Morata dispara su caché a base de goles. El delantero volvió a marcar un doblete frente al Granada reclamando ante Zidane su gran estado de forma y su condición de goleador. Pese a no estar completamente contento con su rol de suplente, el canterano blanco jamás ha bajado los brazos y ha peleado cada minuto dejando más de una vez en patentiza la resolución de Zidane de apostar por Benzema en todos y cada uno de los partidos esencial.

El 9 francés ha jugado dos mil novecientos veinticuatro minutos entre todas y cada una de las competiciones, en las que ha marcado diecisiete goles (uno cada ciento setenta y cuatro minutos). Morata ha hecho veinte tantos en mil ochocientos ochenta y uno minutos (uno cada noventa y cuatro). Si sumamos solo los minutos amontonados en LaLiga, los números se ponen todavía más de una parte del español: Benzema ha jugado mil setecientos cincuenta y uno minutos en la competición familiar y ha marcado nueve dianas -una cada ciento noventa y cuatro minutos- al paso que Morata ha metido quince goles en sus mil trescientos cuarenta minutos de juego (uno cada ochenta y nueve).

Morata llegó al la villa de Madrid con la idea de ser un jugador esencial en los planes de Zidane. El pasado verano, una vez que el la capital de España le recomprara de la Juventus por treinta millones de euros, tanto el jugador como el club decidieron cerrar filas y no hacer caso a las esenciales ofertas que llegaban de toda Europa. El Chelsea llegó a pujar setenta millones por él e inclusive Simeone contactó con el futbolista para persuadirle de fichar por el Atlético. Zidane le afirmó a Morata que sería esencial y el jugador confió en él y se quedó.

Con la época prácticamente finalizada, Morata no se siente cómodo con su papel .”Juego menos de lo que aguardaba”, confesó tras el partido frente al Granada. Por este motivo, sus agentes ya han comenzado a trabajar para procurarle una salida que le satisfaga a él y al Madrid. Sus representantes ya han contactado con clubes con renombre como el Manchester, el Chelsea, el Borussia y el Milán. Teniendo presente su increíble temporada (se ha transformado en el máximo goelador de España del la capital de España desde Raúl), el caché del jugador no ha bajado pese a ser suplente con lo que el la capital de España espera percibir enormes ofertas como las que recibió del Chelsea el verano pasado.