Daniel Ricciardo aterrizó en la F-1 de la mano de Hispania gracias a un acuerdo con Red Bull, equipo que tutelaba al australiano. Campeón de la F-3 Británica y subcampeón de la Eurocup 2.0 y de las World Series, Ricciardo está dando lo mejor de sí en la F-1. Y al memorar los tiempos pasados, el piloto energético recuerdaen ‘motorsport.com’ a sus rivales más duros: “Bottas fue uno y mi compañero Andrea Caldarelli otro. Y sin duda Roberto Merhi que era un piloto positivamente cachas en categorías inferiores. ¿Quién más…? También estaba Jean-Eric Vergne. Esos son a los que más conmemoración de los primeros años. Eran positivamente buenos”. Con ellos se jugó el título de la 2.0 en 2008 que finalmente fue para el presente piloto de Mercedes, él fue subcampeón, el italiano tercero y el castellonense cuarto.

Ahondando en el tema, Ricciardo ensalza a Merhi al señalar a qué piloto hecha de menos en la parrilla del Mundial por talento: “Siempre hay varios que piensas que va a lograrlo, que va a ser positivamente cachas. Para mí, como junior, Merhi era muy, muy rápido. Es un piloto positivamente duro, conveniente agresivo. Sé que estuvo algunas carreras con Manor en F-1, pero en ese momento pensé que seguiría avanzando y se asentaría. Imaginé que lo tendría como rival durante el resto de mi carrera deportiva. No entiendo como no sigue en F-1″.